Página de Inicio E-Mail
Contenido sindicado

Buscador:
 
 
 
Usuario: Password:
Recordar Contraseña|Registrarse >>

ALCOHOL EN LA FAMILIA

Publicado por daniel 20/05/2011 03:17 / 0 Comentarios Ver nota completaEnviar nota a un Amigo

“Mi hijo ha llegado borracho a casa”

ESPAÑA

Mi hijo de 14 años ha llegado borracho a casa. Le he castigado sin salir porque temo que se repita, pero no sé si es la mejor solución.

 

Le reacción normal de cualquier madre cuando ve a su hijo llegar a casa bebido por primera vez es el desconcierto -¿cómo debo actuar?- y la primera respuesta lógica que se debe dar es "con calma". Antes que nada debes tranquilizarte, hablar con tu hijo y analizar los motivos.

 

El alcohol, como el tabaco y otras sustancias, a menudo están presentes en los ritos de paso de una etapa a otra de la maduración. El botellón y las litronas, los cigarrillos o el porro, que ven en los chavales mayores, despiertan la idea de que ha llegado la hora de cruzar esa línea y ser uno más en el grupo.

 

Todo esto no le resta gravedad al asunto, pero sí es el punto de partida para que actúes y trates de abordar el tema desde la perspectiva más adecuada, haciendo comprender a tu hijo que hacerse mayor supone hacerse responsable, elegir bien sus amigos y aprender a tomar las decisiones acertadas.

 

Tu hijo posiblemente te haya dicho que es la primera vez y que le ha sentado mal porque no está acostumbrado, puede ser cierto y un buen motivo para razonar con él es decirle que la costumbre aún podría llevarle a peores consecuencias. Hay otros comportamientos que pueden indicar un consumo repetido aunque no llegue a casa bebido: pérdida de interés y rendimiento en el estudio o los deportes, irritabilidad, desórdenes en los horarios, trastornos del sueño o el apetito y en general cambios notables en su carácter y sus costumbres.

 

¿Cómo actuar?  No se puede fingir que no ha pasado nada. Debes mostrarte firme, dándole el apoyo que necesita sin pérdida de tiempo, ya que si tuviera problemas con el alcohol o las drogas, cuanto antes afrontes el problema, más fácil será la solución; sin culpabilizarte, porque no sirve de nada buscar culpables, y siendo positivos, ya que el castigo no es la mejor opción. Estos problemas son más frecuentes entre hijos de padres muy rígidos o muy permisivos.

 

Tu capacidad de dialogar con él y de establecer límites razonables es tu mejor arma.

 

Una etapa de construcción

La adolescencia es un periodo que constituye una laberinto de contradicciones pero es también una etapa de construcción en la que los padres pueden crear la base de un adulto maduro y feliz. El psicólogo Bernabé Tierno ofrece sus consejos para conseguirlo en "Educar a un adolescente".

 

FUENTE:      Diez Minutos

http://www.diezminutos.es


Publicado por Fisac 9:06 AM / 0 Comentarios Ver nota completaEnviar nota a un Amigo
Comentarios:
Comparte con nosotros tus inquietudes Email

 
 




Siguenos a través de:


 
  Derechos reservados © 2006 Fundación de Investigaciones Sociales, A.C.