Página de Inicio E-Mail
Contenido sindicado

Buscador:
 
 
 
Usuario: Password:
Recordar Contraseña|Registrarse >>

HABLE CON SUS ALUMNOS SOBRE EL ALCOHOL

Publicado por daniel 31/10/2008 04:21 / 0 Comentarios Ver nota completaEnviar nota a un Amigo

La Secretaría de Educación Pública abre una esperanza para México

María Elena Álvarez Bernal

MEXICO

La necesidad de que la ética se aplique en la vida pública se ha hecho presente en todas las etapas de nuestra historia y más aún en este momento en el que la crisis económica global tiene también algún sustrato de manejos no éticos, y de especulación de quienes pueden aprovechar la situación para aumentar sus ganancias.

 

En México se han creado mecanismos perversos de incentivos, los cuales permiten que los beneficios por cometer actos de corrupción sean superiores a los posibles costos relacionados con tales actos. Para obtener dichos beneficios, muchos funcionarios se las han ingeniado para burlar las leyes o para aparentar su cumplimiento. La cultura del sector público ha sido el resultado de la interacción de los incentivos del sistema con los valores de la sociedad.

 

México dispone de un amplio marco normativo, con instrumentos jurídicos que todavía pueden perfeccionarse, pero que serían suficientes para lograr un nivel aceptable de transparencia y rendición de cuentas en la administración pública, así como para fincar responsabilidades y aplicar las sanciones correspondientes.

 

Sin embargo, a través de la historia se ha demostrado que el marco normativo no ha sido eficaz para impedir que México llegara a tan altos índices de corrupción.

 

La mejor legislación puede ser inoperante si no hay la disposición de respetarla y cumplirla. La corrupción disminuirá en la medida en que la necesidad de obedecer las leyes se arraigue en la cultura popular.

 

El respeto a la ley y el ejercicio de la denuncia no forman todavía parte de nuestra cultura, por el contrario, las prácticas más comunes son la abstención en el cumplimiento de las responsabilidades ciudadanas y la habilidad para burlar la ley. Ante esta realidad, un suceso reciente viene a dar aire fresco a estos problemas haciéndonos abrigar nuevas esperanzas.

 

La Secretaría de Educación Pública ha sacado a la luz y enviado a las escuelas los textos para los alumnos de primaria sobre la Formación Cívica y Ética. Estos textos "han sido pensados para el trabajo conjunto de una comunidad escolar que cada día se ve enriquecida por alumnos, docentes, directivos escolares y padres de familia, todo ello con objeto de involucrarlos en la construcción, el desarrollo y el ejercicio pleno de las capacidades ciudadanas que requiere el México de hoy y del futuro".

 

"El programa fue desarrollado con la participación de docentes en servicio, directivos y supervisores de educación básica, connotados especialistas académicos y universitarios, además de legisladores, gobernadores y presidentes municipales, así como ciudadanos destacados en muy distintos campos de acción. Asimismo, se incorporaron aportaciones de 20 mil profesores de todas las entidades, como producto de las jornadas de exploración de los nuevos materiales".

 

Al finalizar el ciclo escolar se evaluarán los materiales y se harán las adecuaciones que resulten pertinentes para el siguiente ciclo escolar y así en forma sucesiva.

 

Uno de los propósitos de estos libros es que surja en todos los alumnos el orgullo de ser mexicano y que, como consecuencia, crezca su autoestima y se consolide su identidad.

 

Un segundo propósito es que los alumnos aprendan a prevenir riesgos; que distingan los cambios experimentados durante su crecimiento y que tengan una postura crítica frente a lo que pueda influir en su vida, cuiden su salud y tomen medidas contra la adicción al alcohol, al tabaco y a las drogas. Además, ofrece pautas de aprendizaje de la libertad, de la autonomía y de la justicia. Orienta sobre la equidad, la discriminación y el cuidado del medio ambiente para que conozcan el beneficio colectivo de la interdependencia sustentada en principios de igualdad y justicia.

 

Explica los beneficios de los acuerdos y procedimientos democráticos, y muestra la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos como la ley que nos protege y que establece las funciones de los poderes de gobierno. Los textos se proponen que los alumnos conozcan la ley, aprendan a cumplirla, actúen con justicia y comprendan y aprecien la democracia.

 

Por varias décadas en los programas de educación pública se omitió la enseñanza de valores cívicos y éticos y el resultado ha sido que varias generaciones de mexicanos no aprendieron la verdad, la justicia, el respeto a las personas y a sus propiedades, así como la obligación de cumplir la ley. Tampoco aprendieron a comprender y a apreciar la democracia ni aprendieron a usar la libertad con responsabilidad.

 

No aprendieron que el conocer y respetar la ley es la base de la democracia y la condición para vivir en paz. Esta realidad es una de las causas por la que nuestro país está colocado entre las naciones más corruptas.

 

Los nuevos textos orientan a los alumnos a reconocer las ventajas de vivir en sociedad y a relacionarte de forma justa con los demás, conociendo y cumpliendo las leyes. Orientan a resolver situaciones de discriminación; a evitar la intolerancia, a conocer valores, a apreciar la riqueza cultural étnica de México, a respetar y apreciar la diversidad y a tomar conciencia de que forma parte de la comunidad, de la nación y del mundo.

 

Los valores se arraigan en la conciencia de las personas en los primeros años de su vida, por lo que este programa que se aplicará en la educación primaria nos hace abrigar nuevas esperanzas para México.

 

FUENTE:
 La Crónica de Hoy/Opinión

http://www.cronica.com.mx/nota.php?id_nota=390718

 


Publicado por Fisac 9:06 AM / 0 Comentarios Ver nota completaEnviar nota a un Amigo
Comentarios:
Comparte con nosotros tus inquietudes Email

 
 




Siguenos a través de:


 
  Derechos reservados © 2006 Fundación de Investigaciones Sociales, A.C.